La catarsis tras el seísmo de Las Teresitas

Feb 2 •

• 641 Views • No hay comentarios en La catarsis tras el seísmo de Las Teresitas

FRANCISCO SUÁREZ ÁLAMO* : Pasas las páginas del sumario del caso Las Teresitas y empiezas a hacerte una pregunta ciertamente retorcida: ¿pero aquí se hizo algo bien? Bueno, en realidad, sí, porque no todos los días le dan a una empresa constituida con 30 millones de pesetas un préstamo por importe de 5.600 millones de pesetas, sobre todo a sabiendas de que entre quienes votan a favor de la operación había alguien que no podía hacerlo por manifiesta incompatabilidad; porque esa operación financiera se sustentaba en una tasación que no era más que un brindis al sol; porque en la posterior tramitación del expediente municipal se ocultaron informes sustanciales...
...porque había un abogado que parecía más bien un agente doble o triple -un día con los integrantes de la Junta de Compensación, otros con los empresarios compradores y quién sabe qué pactó con el Ayuntamiento- y ahora porque, como descubrió ayer el compañero Antonio Fernández de la Gándara en su labor diaria de buceo en el sumario, porque el dinero de la compraventa fue utilizado por Inversiones Las Teresitas para urdir lo que, según la primera estimación de Hacienda, es un delito fiscal (presunto) por importe de -agárrense- algo más de cinco millones de euros.

Luego viene a la memoria que esto sólo acaba de empezar, pues la magistrada Carla Bellini apenas ha levantado el secreto sobre una parte de las actuaciones. En el cajón queda aquello que podría derivar en nuevas imputaciones... como si fuera poco con lo que ya se ha visto. Se entiende, por tanto, que en Tenerife el Carnaval se esté viendo ensombrecido por el pavor que les está entrando a muchos con la publicación de los detalles del sumario. En paralelo, se entiende igualmente el deseo de algunos por ocultar la trama, si bien su empeño se tropieza con la contundencia de los documentos y la suerte de que todavía queda prensa libre en esta tierra.

Así las cosas, conviene ponerle un poco de perspectiva al asunto y remontar el vuelo. Hubo un tiempo -¿se acuerdan?- en que algunos pensamos que el estallido de los presuntos casos de corrupción, entre los que se incluyeron Eolo, Faycán, Góndola, Paraíso y alguno más, sumergían a Canarias en una catarsis, casi como un mojón en la historia que marcaba un antes y un después. Ahora, con este sumario en las manos, habrá que replantearse las cosas y asignar a Las Teresitas el dudoso honor de ser la espoleta que hará saltar por los aires la confluencia perversa de intereses empresariales, políticos y financieros. La legislatura, ¿se acuerdan?, se inició con cierta alarma ciudadana ante la posibilidad de un movimiento de placas tectónicas que podría sacar al Teide de su letargo; lo cierto es que los sismólogos se equivocaron al situar el epicentro: éste se sitúa en los despachos de María Farnés y Carla Bellini.







* Canarias 7 - Opinión Del Director - Las Palmas de Gran Canaria - 30/01/2008




Related Posts

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

« »