Otro croissant, aún comestible meses más tarde

May 21 •

• 1031 Views • No hay comentarios en Otro croissant, aún comestible meses más tarde

Este es otro de aquellos "croissants" que se pueden enseñar. En esta ocasión unas losas para un patio, que partiendo de una idea de Miguel Rico, dibujada en un papel del tamaño de un post-it, terminé de proyectarlas.

Casa del Arco. Fotomontaje losas de patio

Se trata de unas losas de hormigón armado con un mallazo, que sirven para pasar en diagonal de un lado a otro de un patio de entrada a la casa. Con la misma pieza, un trapecio, pero con el simple giro de la misma, sirve para crear ese camino tanto en línea recta como en curva. La superficie con la cara vista tiene una textura ondulada, fruto de la chapa ondulada que sirvió de encofrado al hormigón. La explicación viene de intentar dar una textura más rugosa al hormigón que procure más agarre que un simple hormigón liso, lo cual este año de lluvias no ha venido nada mal. Por ser justo, sobre todo con todos vosotros que me leéis, tengo que decir que la superficie ondulada también ha sido motivo de críticas por parte de sus usuarios.

Por la parte constructiva, ahí queda el croissant, bastante comestible meses después. A veces las cosas son mucho más sencillas de lo que parece.

Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

« »